viernes, 23 de junio de 2017

El Nerón fujimorista

El humo negro y venenoso a cubierto parte de su cielo ya de por sí gris y horrible de una de las capitales más enviciadas de Sudamérica. Todo ese hollín no viene de un “Word Trade Center” ardiendo ni mucho menos, sino,  de lo que más da empleo  y prolífera  en esa ciudad, los mercadillos.
Da la impresión que no hay donde apoyarse ni de donde respirar en esta especie de atmosfera de asbesto, es como un escenario previo al acto principal. Como para hacer creer que todo está calcinado o perdido y así logren asimilar la “estocada final”.
En las primeras escenas se tumbaron  a uno  de los doce apóstoles y dueño del principal monopolio lácteo de la comarca. En el siguiente, hacen pulsadas la gente de PPK y los fujimoristas exigiendo lo que es su principal proyecto para el país: la liberación del cleptómano ex tirano.
La prensa peruana en su mayoría fujimorista ayuda para atizar más el fuego publicando en sus titulares con grandes letras ¡Crisis política!  Cuando nunca hubo algo parecido salvo el escándalo que los propios fujimoristas y sus medios arman  con el mismo objetivo de siempre que es minar a nuestra neonata democracia. En ese grupo se congrega todo tipo de déspota hasta los frailes de la conferencia episcopal haciendo fuerza con la Marta Chávez para impedir que continúe esta especie de democratización de nuestra sociedad peruana.
Aunque  los ministros oficialistas que han rodado sus cabezas por estos días no se han  caracterizado por ser un mar de virtudes, en realidad han sido o siguen siendo intrascendentes si uno los compara con aquellos que sí han dejado huella y han constituido elementos importantes para el desarrollo de sus determinados países y nos cansaríamos en enumerar esos casos.
Sino analicemos,  sacaron a un ministro de educación  que ahora nadie extraña pero a pesar de su partida ha dejado verdaderos  analfabetos en ese ministerio que siguen minando las posibilidades de que esta sociedad cuente con una educación de calidad. Para muestra un botón,  en la última prueba de nombramientos, para aprobarla un  profesor de historia debe ser diestro en lógico matemática, a pesar de que en su trabajo pedagógico diario se aplican esas mismas capacidades en los problemas estadísticos de economía, una prueba por demás improvisada como lo sigue estando  el proyecto de la educación peruana.
El ex ministro Martín Vizcarra,  buen hablador y demagogo,  prometió un tren eléctrico para Arequipa del cual hasta la fecha no se sabe nada, ese funcionario tristemente solo destacó por ser el mejor vocero del actual presidente de la república.
Continuo el ahora ex ministro de economía Alfredo Thorne que ha ocupado el  puesto que hasta un simio de la NASA  lo haría sin problemas  porque es evidente que  en esa materia estamos en piloto automático.
Y el ministro del interior que cree que seguridad ciudadana significa colocar una gigantografia de los más buscados y en el que no figura el rostro del caco  que el día anterior se llevó mi balón de gas.
Sigue ardiendo la capital y ahora el contralor ex vecino de San Martín de Socabaya  se lo quieren “bajar”,  comentan por ser fujimorista, pero si  ante esta noticia vemos que se alegran  la gobernadora de la región Arequipa y el actual alcalde provincial, eso nos demuestra que ese contralor no estaría haciendo las cosas tan mal como dicen.
Mientras se quema Lima y un tipo de chaleco amarillo sale para excusarse de ese torpe trabajo de Castañeda y Defensa Civil, se siente un ambiente de que se prepara algo especial  como el escenario preciso  para dar libertad al principal incendiario de toda esta murga.
Apenas comenzaron los atisbos de fuego en ese mercadillo hacinado de productos inflamables,  las primeras que salieron de ese edifico peligroso fueron las ratas. Estos roedores mostraron lo astutos que son aprovechando el caos para huir gracias a la complicidad de muchos en ese podrido muladar que es su habitad.

No hay comentarios: