miércoles, 18 de marzo de 2009

NUESTRA UTOPÍA ARCAICA


La civilización occidental está en decadencia, su poder político, económico y militar va decayendo con respecto a otras civilizaciones, y ese poder económico se va desplazando rápidamente al este de Asia (China, Japón, Corea del Sur, etc.) además, la India ha iniciado ya su despegue económico y el mundo islámico es cada vez más hostil respecto a occidente.
Actualmente se está viviendo un resurgimiento de las culturas no occidentales procedentes de Asia y del islam, su consecuente autoafirmación cultural y las impugnaciones hechas a occidente.
Tanto asiáticos como musulmanes subrayan la superioridad de sus culturas respecto a la occidental, todos estos hechos reales nos van a servir de referencia del contexto mundial en el que se va desarrollar el futuro de nuestro país.Uno de los problemas del Perú es creer que forma parte de Occidente, y no es así por distintas razones, primero, porque étnicamente, la mayor parte de su población es mestiza o de ascendencia indígena, también encontramos una enorme parte de la población que hablan idiomas nativos, y acompañado a estas características esta la conducta y las costumbres de la mayoría de los peruanos que demuestran que definitivamente no ser occidentales. Por lo tanto en el Perú debe de haber una consecuente autoafirmación cultural que conyebe a realizar ciertos cambios en la mentalidad y conducta del peruano.Uno de ellos es rescatar aquellos valores que estaban difundidos en la cultura andina y que ahora se han perdido, por ejemplo hubo una época en donde existió una sociedad muy disciplinada y sistematizada, que actualmente forma parte de las culturas más importantes de la historia universal, que edificaron Machu Picchu y que de su gente surgieron hombres como Pachacutec, qué por su inteligencia y capacidad de estadista actualmente lo ubican junto con Napoleón, Alejandro Magno, Julio Cesar. Estamos hablando del Imperio de los Incas, sociedad que significo el compendio de todos los avances culturales de más de 20, 000 años de desarrollo humano, que se dieron en el mundo andino. Es justamente de donde debemos rescatar valores como la disciplina , la sistematización de esta civilización andina y con esto cambiar la mentalidad de los peruanos.
Una forma de transmitir estos valores es mediante la enseñanza del idioma Quechua en las escuelas de todo el país porque así los peruanos conocerán y entenderán en cierta medida la cosmovisión andina, sin olvidarnos claro, del Ingles que es importante por su globalización. Aprendiendo el idioma nativo, significará preservar tu cultura y fortalecer tu identidad, y es lo que han hecho países como Irlanda con la enseñanza del Idioma gaélico en las escuelas públicas, también del euskera y el catalán, idiomas cuya enseñanza es obligatoria en las respectivas comunidades vasca y catalana. La identidad y el sentido de pertenencia a una sociedad son bases para formar una autoestima elevada de una nación. En este aspecto la educación toma enorme importancia y el Estado debe hacerse cargo de ella, los países más desarrollados del mundo son los países que más invierten en educación, caso Francia, EE.UU y otros.
La organización es básica para el desarrollo, las sociedades más desarrolladas son descentralizadas, la descentralización de un Estado es necesaria para una mejor y eficiente administración; el Perú por lo tanto debe ser una república federal, por razones geográficas, culturales y económicas, ejemplos de federalismo EE.UU, Alemania, (el caso de Alemania es ejemplar donde entienden el federalismo desde el respeto a la diversidad cultural); Entonces con estos argumentos el Estado Peruano debe descentralizarse, un comienzo es devolver la capitalidad política a la ciudad del Cusco, porque esta ciudad representa para el Perú en materia de historia y de identidad, lo que Londres significa para Inglaterra (Reino Unido) o Berlín para Alemania; no es casualidad, que apenas ocurrido la reunificación alemana regresaron inmediatamente la capital germana a las orillas del Spree. Regresando la capitalidad política al Cusco se daría un gran paso para devolver al Perú su verdadero espíritu y su verdadera identidad como nación, lo cual serviría como forma de cohesión social en la construcción de una nueva identidad.
Las Instituciones del Estado deben fortalecerse, buscando mecanismos que logre su estabilidad y que no permitan actos de corrupción, siempre en un marco de democracia. Los poderes del estado deben ser independientes y autónomos, la democracia se debe de impartir desde las escuelas el empoderamiento de la sociedad es necesario, la democracia es el sistema menos negativo, la libertad en todos los sentidos.
Otro aspecto es la secularización del Estado y de la sociedad esto por un principio de libertad de pensamiento. es muy necesario, el estado debe ser realmente laico, debemos de seguir ejemplos de otras sociedades más desarrolladas, ejemplo Francia, debemos romper las ataduras del pasado y el pasado representa la intolerancia y la limitación del pensamiento humano; el Estado debe estar libre de ello; la laicización del Estado y la educación permitirá difundir no solo el principio de libertad de conciencia sino el principio de libertad de pensamiento, mientras no se logre esto el desarrollo de nuestra sociedad seguirá siendo una utopía, esto ya lo proponían los grandes Ilustrados franceses o los fundadores del Estado Norteamericano.
En la vida del Perú los militarismos y caudillismos han hecho mucho daño y son causante en parte de nuestro retraso, la democracia debe partir desde la conformación de los partidos políticos y su fortalecimiento debe ser necesaria para una futura estabilidad democrática, los militares deben entender que el mejor papel que pueden desempeñar para su país es justamente dentro de sus cuarteles.
Las fuerzas armadas deben democratizarse y profesionalizarse, la moral, la autoestima debe volver a estas instituciones, deben entender el significado de democracia y de respeto a los Derechos Humanos; es por estas razones es que tienen que democratizarse para no ser caldo de cultivo de un futuro dictador o un genocida.
La historia nos ha enseñado que cuanto más abres tus mercados, entendemos hay mayor intercambio comercial con la mayor cantidad de economías, un país progresa, estamos hablando de la economía de mercado, pero una economía de mercado democrática y social, la que impera en Alemania o Francia, la burguesía peruana debe dejar su letargo e ineficiencia deben dejar ese pensamiento colonial y transformarse en una burguesía liberal sin complejos ni prejuicios debe cambiar su pensamiento y adaptarse a los nuevos tiempos, como ejemplo tenemos la burguesía británica o estadounidense que buscaban siempre el crecimiento de ellos e indirectamente de sus pueblos, de lo contrario convivirán con conflictos e inestabilidad interna, y quizás con su propia destrucción.
Un Estado sin corrupción excesiva debe poner reglas de juego claras y firmes en materia social, por que la iniciativa privada siempre buscara el lucro y la ganancia, ahí juega un papel muy importante como mediador y defensor de los intereses de las mayorías, como lo hace el Estado Francés o del Reino Unido.
La historia nos demuestra que el desarrollo del Perú se puede dar si tomamos algunos ejemplo que han hecho otras sociedades; formamos parte de una gran cultura, el mundo se ha dado cuenta de esto, mientras que nosotros aun no, si pensamos que un país debe desarrollarse solo por sectores estamos equivocados debemos ser equitativos ese es el gran fracaso del Perú actual. El centralismo y el divisionismo solo trae debilidad y atraso; los ejemplos que hemos dado son ejemplos, reitero, que nos muestra la historia, ocurridos en distintas épocas en nuestro territorio y en otros hemisferios, lo hemos relacionado con nuestra realidad y nuestro proceso histórico, tomando en cuenta que la democracia, libertad y la tolerancia –en mayor o menor grado- han llevado a otras sociedades al progreso y desarrollo, ese esfuerzo que han hecho otras sociedades para salir del atraso y el estancamiento han elevado la autoestima colectiva. Debemos poner atención en estas lecciones, porque existen muchas diferencias entre las sociedades, pero todas pasan o pasaran por las mismas etapas de desarrollo, claro está, con sus determinadas peculiaridades, matices y características. Nosotros como seres racionales somos arquitectos de nuestro propio destino, por lo tanto debemos extraer estas enseñanzas, justamente para no ser burla de la historia -recordando a Hegel- , y más bien aprender de las que nos da ella.

1 comentario:

Anónimo dijo...

me resulta increible y desesperanzador a la vez que no hayas recibido comentarios.
dame un partido politico con algo de estas ideas para votar por el.
saludos, alfonso.